No te pierdas la conversación sobre el futuro de la conexión entre la tecnología y la humanidad.

Los hospitales digitales, el nuevo futuro de la sanidad

noviembre 29, 2022

El futuro de la sanidad está cada vez más cerca gracias al desarrollo de hospitales digitales, donde la tecnología se ha convertido en la gran protagonista.

Para entender este cambio de mentalidad y metodología podemos nombrar dos factores principales responsables de impulsar al sector sanitario hacia una transformación tecnológica.

En primer lugar, nos encontramos frente a un escenario demográfico complicado. Por un lado, la población mundial no deja de crecer, tanto es así que se espera llegar en 2050 a los 9.700 millones de habitantes. Por otro lado, esta población es más longeva debido a la mejora de las condiciones de salud. En 2030, el porcentaje de mayores de 60 aumentará un 34%.

El segundo factor que ha impulsado la digitalización de los hospitales es la crisis de la COVID-19, que entre la lista de aprendizajes que dejó a su paso, dejó claro los resultados que puede ocasionar una falta de recursos hospitalarios

Ante la situación demográfica y la preparación para una posible futura pandemia, una de las principales prioridades de la sanidad es garantizar la cantidad de servicios necesarios para evitar el colapso. Esto se puede lograr aumentando los recursos u optimizándolos, y para conseguir esta segunda opción es necesaria la digitalización.

Si bien la tecnología ha sido un elemento clave en el sistema hospitalario, el sector de la salud busca una mayor transformación digital enfocada a disminuir los errores, aumentar la calidad de la experiencia y atención al paciente, optimizar la gestión del personal y de las operaciones y mejorar las comunicaciones tanto internas como externas.

Una experiencia digital para los pacientes 

Los hospitales digitales buscan transformar por completo la experiencia del paciente durante todo el proceso. Gracias al uso de la tecnología, los pacientes pueden recibir de forma ágil todo tipo de información y participar de forma activa antes, durante y después de su visita.

La mejora de la experiencia parte de una mayor personalización tanto en el trato como en los servicios. Para ello es esencial no caer en malas prácticas y poner al paciente en el centro. 

Para lograr un sistema de telemedicina en el que el paciente note una mejora de la eficiencia es importante tener en cuenta 5 factores:

  • Perspectiva humana: en todo momento hay que considerar a los pacientes como seres humanos y tener el mayor grado de empatía posible para entender sus necesidades.
  • Reforzar las relaciones personales: cuando un paciente se encuentra con una molestia o malestar, necesita sentirse escuchado y atendido en todo momento, por eso la comunicación es esencial.
  • Combinar la inteligencia artificial y emocional: la introducción de máquinas de inteligencia artificial es un gran avance para la telemedicina pero es importante no caer en una despersonalización donde el paciente sienta que está hablando con una máquina.
  • Elegir las métricas adecuadas: si hablamos de salud digital se deberá aplicar siempre que sea posible los ePROMs  con el fin de registrar la actividad del paciente y compartirla con el equipo sanitario para entender los cambios que el hospital provoca en los hábitos y calidad de vida o en los cambios en la salud.
  • Sistema centrado en el paciente: El paciente debe ser el centro de la estrategia si se busca mejorar su experiencia. 

La mejora en la experiencia del cliente viene impulsada especialmente por la inteligencia artificial, tanto en la estancia hospitalaria como en la gestión de la admisión, alta y otros procesos.

La inteligencia artificial y digital en hospitales

Desde hace años, estamos acostumbrados a la inmediatez. Si quieres saber algo basta con buscarlo, a la hora que sea y en el lugar que sea. Esa inmediatez es la que buscan los pacientes para sus consultas médicas y es lo que ofrece la inteligencia artificial

Equipar las habitaciones de los hospitales con asistentes virtuales que utilicen la IA y que puedan responder a las preguntas de los pacientes puede cambiar sustancialmente la experiencia del paciente.

Estos asistentes podrían resolver cualquier duda acerca de diagnósticos, horarios de medicación, resultados de pruebas, horarios de citas e incluso ser un almacén de datos del historial clínico de cada paciente.

 La inteligencia artificial puede ser también la solución para simplificar los procesos de admisión y alta. Estos procesos suelen ocasionar insatisfacción en el paciente por los tiempos de espera y la gran cantidad de formularios a llenar. 

La meta es conseguir un proceso de registro ameno en la nube que sea de fácil acceso donde una vez el paciente sea ingresado, reciba todo tipo de instrucciones a través de un dispositivo. La IA de dicho dispositivo permitiría la selección de la habitación, la gestión de los medicamentos, las opciones de diagnóstico y otras operaciones.

El hospital 4.0 y hospitales inteligentes

La industria 4.0 ha traído la transformación digital a todos los sectores incluída la industria sanitaria. 

Esta transformación digital ha supuesto el aumento de la infraestructura inteligente, con la incorporación de nuevas tecnologías como la inteligencia artificial, la realidad virtual, el Big Data o el Internet de las cosas (IoT).

La finalidad del hospital inteligente no incluye únicamente la incorporación de la tecnología en el entorno hospitalario sino que engloba beneficios para todas las partes interesadas.

Podemos enumerar 10 puntos claves en los que se va a sostener el hospital del futuro:

  1. El hospital del futuro pasará de ser una institución cerrada a convertirse en una plataforma tecnológica para la actividad de unidades de asistencia sanitaria en cada zona geográfica.
  2. La organización del hospital del futuro dejará de estar jerarquizada para organizarse en función de los procesos. De esta forma, cada área asistencial engloba los servicios y los profesionales clínicos.
  3. La tecnología estará altamente presente y será clave para que la estancia en el hospital disminuya y para evitar ingresos innecesarios.
  4. El hospital del futuro realizará un seguimiento de asistencia activa y constante a los pacientes con condiciones crónicas. 
  5. El paciente pasará a estar en el centro, a tener un rol activo en la toma de decisiones así como a estar integrado en el equipo sanitario.
  6. La organización del hospital dejará de estar centrada en los servicios para enfocarse en las áreas asistenciales como corazón, cerebro, cáncer, etc.
  7. La aparición del hospital digital será determinante también para la reestructuración de los servicios y permitirá un mayor uso de la telemedicina ofreciendo asistencia sanitaria en ambulatorios y domicilios.
  8. Esta transformación va a afectar también a la propia dirección del centro hospitalario ya que deberán tener una mayor transparencia y mostrar de forma pública los resultados que se obtienen dados los recursos.
  9. El hospital tiende a ofrecer una mayor variedad que permita satisfacer de forma efectiva las necesidades de la población y ofrecer una mayor calidad en los servicios. 
  10. En un hospital en el que el seguimiento de pacientes crónicos va a ser una de las prioridades, la medicina interna será clave en la visión del futuro.

Covid-19 y la digitalización del hospital del futuro

La crisis de la COVID-19 ha cambiado el mundo. Frente a un escenario de pandemia mundial donde millones de vidas se han visto afectadas de un modo u otro, la respuesta de los hospitales es crucial.

Se podría decir que esta crisis sanitaria ha sido el detonante para que la digitalización llegue a una mayor velocidad al sistema sanitario. En China ya se han implementado robots que mejoran la experiencia y atención al paciente. 

Pero no hace falta irse a Wuhan, epicentro del brote, para ver cómo la tecnología se está adueñando de los hospitales. Son muchos los hospitales o centros de atención primaria en todo el mundo que ya cuentan con robots medidores de temperatura que funcionan a través de 5G.

También se pueden observar otros tipos de robots más sencillos que se encargan de medir la frecuencia cardiaca o los niveles de oxígeno a través de accesorios como pulseras inteligentes que se incorporan a los pacientes y que funcionan las 24 horas del día.

Tanto el uso de nuevas tecnologías en sanidad como la realidad virtual se han utilizado en la administración de medicamentos intravenosos donde el robot es capaz de leer el código de barras y rellenar las jeringuillas para evitar negligencias médicas.

Otra de las prácticas de la realidad virtual son los robots desinfectantes en los centros hospitalarios que utilizan luz ultravioleta para eliminar las bacterias y microorganismos perjudiciales.

Para los más pequeños, la realidad virtual ha sido esencial para amenizar su estancia en el hospital gracias a los robots de entretenimiento que en ocasiones realizan bailes divertidos o llevan una tablet incorporada para jugar diferentes juegos.

El Internet de las Cosas, por otra parte, ha sido fundamental en la salud mental de cara a reducir los niveles de estrés dentro del hospital y ofrecer una mayor tranquilidad durante su estancia. 

Esta mejora de la salud mental está relacionada con la incorporación de sistemas de entretenimiento que usan IoT en las habitaciones. Estos dispositivos permiten al paciente estar en contacto con sus familias y no sentirse tan solos durante el ingreso.

Para aquellos con movilidad reducida, sus niveles de estrés pueden bajar gracias a los terminales controlados por sistemas de voz que dan al paciente una mayor autonomía y reducen su dependencia, algo que mejora exponencialmente su experiencia dentro del hospital.

Artículos relacionados

Temas populares

Blockchain
Globant Experience
Healthcare & Life Sciences
Metaverse
Sustainable Business
Technology

Suscríbete a nuestro newsletter

Recibe nuestras últimas noticias, publicaciones seleccionadas y aspectos destacados. Nunca enviaremos spam, lo prometemos.

Healthcare & Life Sciences Studio tiene como objetivo reinventar el ecosistema de la industria de las ciencias de la vida a través de soluciones tangibles impulsadas por la tecnología. Globant tiene como objetivo cerrar la brecha para ayudar a las organizaciones de ciencias de la vida y de atención médica a lograr su misión de brindar innovación y servicios de manera más rápida y eficiente para aumentar el valor del paciente y mejorar los resultados.