Tratar de combinar la satisfacción de las necesidades y el progreso tecnológico con el mantenimiento y preservación de nuestro ecosistema, es una de las grandes preocupaciones para los Chief Information Officers (CIOs) de las empresas actuales.

La solución ante este problema se encuentra en el desarrollo sostenible, un fenómeno que busca modificar la relación entre la sociedad y el medio ambiente ofreciendo soluciones a largo plazo y generando responsabilidad en las generaciones actuales sobre las futuras.

A pesar de que este concepto se lleva utilizando durante los últimos 50 años, la situación medioambiental en la que nos encontramos y el incremento del calentamiento global ha impulsado a los c-level de las empresas a generar estrategias enfocadas en un desarrollo sostenible.

Tecnología y CIO, dos piezas claves para el desarrollo sostenible

Según el informe IDC FutureScape: Worldwide CIO Agenda 2022 Predictions, en los próximos años el papel del CIO será fundamental en el camino de las organizaciones hacia una completa sostenibilidad y para reducir su huella de carbono.

Uno de los grandes retos futuros de los CIOs de las empresas, está en el uso de la tecnología y anteponer siempre el desarrollo al crecimiento. Esto permitirá conseguir una mejora de la calidad de vida de los trabajadores y de la sociedad global.

Uno de los objetivos principales de los CIOs debería apuntar a usar la tecnología para crear organizaciones más digitalizadas y competitivas que busquen conseguir las metas de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. A la vez que las organizaciones adquieren modelos estratégicos enfocados en un desarrollo sostenible, los sistemas tecnológicos, permiten un uso y gestión más eficientes de la energía. 

Ante esta situación, el papel de los CIOs en temas de sostenibilidad es fundamental. Es importante que busquen modelos de ahorro de energía en cada uno de los procesos y conocer los ciclos de vida de sus sistemas. Con ello, guiarán a la empresa hacia una desmaterialización para reducir los factores de los procesos productivos, aumentando la productividad y preservando el medio ambiente. Esta estrategia permite minimizar el uso de recursos naturales y la liberación de desechos y sus sustancias tóxicas.

Conocer las opciones sostenibles más óptimas, por ejemplo, el cloud computing, los softwares inteligentes, la inteligencia artificial, y el uso del blockchain, también será necesario.

El papel de los CIOs en la sostenibilidad

Con departamentos de TI responsables de alrededor de un 2% de las emisiones de carbono globales de acuerdo al informe SMART2020: Hacia la economía con niveles bajos de carbono en la era de la información, la sostenibilidad se ha convertido en una de las grandes prioridades de los CIOs.

Es necesario poder desarrollar modelos que reduzcan los consumos energéticos y naturales en la empresa. Para ello, un CIO debe conocer los datos sobre las instalaciones de la organización, costes de energía relacionados y el consumo energético de la compañía.

Gracias a una buena estrategia energética y tecnologías limpias, la empresa puede reducir el impacto medio ambiental y los costes energéticos derivados de las infraestructuras de las TI.

Hay diferentes vías por las cuales un CIO puede mejorar la sostenibilidad de una organización entera. Entre ellas, establecer un conjunto de acciones que permitan medir y gestionar el impacto medioambiental en el uso de las tecnologías de la información tanto dentro del departamento como en la empresa. De esta forma cada departamento podrá evaluar el impacto ambiental y social de cada uno de sus procesos.

Agregar esta sostenibilidad en los procesos de la empresa, permitirá elaborar prácticas que permitan conocer los datos necesarios para evaluar el impacto ambiental en la cadena de valor.

Las acciones del CIO para mejorar la sostenibilidad

El CIO de una empresa analizará si la organización cumple con los parámetros de sostenibilidad y si está siendo eficiente. Para ello, tomará en cuenta por un lado las normativas legislativas y políticas y por otro, la posición en la que se encuentra la empresa en términos de sostenibilidad. 

A partir de ahí, el CIO tomará decisiones sobre las posibles prácticas que mejoren esta sostenibilidad, como:

  • Elecciones de sistemas (como servidores o routers) efectivos e identificar cuáles deben estar encendidos de forma permanente y cuáles no. En caso de que los existentes no cumplan con la eficiencia óptima, se buscará cómo reemplazarlos progresivamente por otros nuevos. También se deberá estudiar la vida útil de dichos sistemas para fomentar la desmaterialización y disminuir las necesidades de compra.
  • Virtualización de servidores y de procedimientos que sean perjudiciales para el medio ambiente y digitalizar de forma ecológica los procesos a través de sistemas thin client o cloud computing. La implementación de la virtualización y cloud computing ofrecen una mayor eficiencia de los servidores ya que permiten un acceso fácil y escalable a los recursos de TI cumpliendo con los requisitos de sostenibilidad.
  • Fomentar el uso del Big Data de forma eficiente es otra alternativa favorable para la organización así como desechar aplicaciones que no sean estrictamente necesarias.
  • Elegir energías renovables, alimentando a los centros de datos con energía solar, eólica o hidráulica. También se puede implementar la refrigeración por aire libre, un sistema que utiliza el aire ambiente filtrado con el fin de reducir el calor de los centros de datos y reutilizar posteriormente este calor residual para abastecer de energía a las oficinas.

Algunos tecnologías adoptadas ya por las empresas son el uso de la realidad virtual (RV), el Internet de las cosas (IoT), la inteligencia artificial (IA) y los nuevos sistemas cloud. Es importante a su vez, la implementación de aplicaciones como Zoom o Meet que permitan sustituir los viajes de negocios o el streaming para reemplazar libros y DVDs.

Todas estas medidas están enfocadas para lograr, en un futuro, centros de datos con cero emisiones y conseguir un desarrollo completamente sostenible. Por un lado, esto mejoraría el impacto medio ambiental al conseguir un crecimiento económico sin impactar la naturaleza o impactando lo menos posible gracias a la disminución de emisiones de CO2 y a la sustitución de energías no renovables por aquellas que sí lo son. Por otro lado, permite usar tecnologías que solucionen problemas de sostenibilidad de forma inteligente y eficiente. 

El plan de sostenibilidad de los CIOs

Estas estrategias y acciones ayudarán a los CIOs a ejecutar planes exitosos de sostenibilidad, alcanzando los objetivos de la organización, y al mismo tiempo, de la huella ecológica.

Para establecer un plan, es conveniente fijar un periodo de tiempo e introducir iniciativas que ya se estén desarrollando, estableciendo las prioridades y evaluando el tiempo para completarlo.

Para la implementación del plan, será necesaria la cooperación con organizaciones expertas en el campo de la sostenibilidad, pues podrán ofrecer nuevos puntos de vista o proporcionar recursos que permitan a la empresa mejorar su eficiencia. Por último, es importante que las estrategias incluyan la reducción del consumo de papel, evitando la generación de residuos y de impresión. 

A pesar de que el camino hacia un desarrollo completamente sustentable es largo, es imprescindible que las empresas continúen adoptando nuevas tendencias de responsabilidad ambiental y que no cesen en sus innovaciones por conseguir mejorar la preservación del medio ambiente.

Para conocer cómo enfocar tu estrategia hacia un desarrollo sustentable, consulta nuestro Sustainable Business Studio 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>