Autor: Julieta Rojas, estudiante de la Carrera de Comunicación en la Universidad Austral

En el evento Converge de Globant se realizó el Workshop sobre Design Thinking que tuvo la participación de 50 personas. Se realizaron dinámicas para poder entrar en esta tendencia para resolución de problemas de modo sustentable.

El 22 de marzo se llevó a cabo el evento Converge, un encuentro internacional sobre inteligencia artificial que se realizó en el Centro Cultural Kirchner, organizado por Globant. Converge es un evento anual que busca conectar mentes creativas de distintas industrias que puedan poner en común ideas innovadoras e historias.  El evento se dividió en dos actividades fundamentales: por un lado las charlas y dinámicas realizadas en las distintas salas y por otro lado la participación en las exhibiciones de tecnologías que permitieron experimentar en primera persona creaciones de última innovación. Había desde un metegol inteligente hasta realidad aumentada que te permitía vivenciar desde adentro de la cancha un partido de fútbol.

En el sexto piso a las 14:00 horas, la gente empezó a juntarse frente a la puerta ingresando de a poco al salón. Mesas grandes con materiales de colores fluorescentes decoraban el espacio. Tímidamente aparecían nuevas caras entendiendo que había que sentarse en grupos para el Workshop de Design Thinking.

Este tema se presenta como una metodología desarrollada en los últimos tiempos para generar herramientas enfocadas en fomentar la innovación de las organizaciones para crear eficiencia. Consiste en diseñar soluciones creativas para la solución de problemas, esto abre puertas para lograr mejores resultados dentro de sus organizaciones.

Los presentadores del workshop introdujeron de qué se trata esta innovadora metodología. Poniendo el foco en las personas y sus contextos. Justamente, consiste en la capacidad de observación para poder entender, desde adentro, el problema. La principal idea y el objetivo a desarrollar en el evento era la fusión de diseño, más negocio, más tecnología para lograr innovación en lo que se haga. Explicaron, a su vez, la importancia de entender las acciones de la audiencia y a partir de eso pensar soluciones.

Se presentó un caso en donde cada mesa tuvo que pensar a partir de tres contextos distintos una solución para cada uno de ellos. Para esto tenían que pensar en el cliente, su contexto, su necesidad y una solución que complemente los puntos importantes de Design Thinking. Al aplauso de los presentadores, todos los allí presentes se pusieron a hablar y discutir sobre cómo hacerlo. Algunos se pararon, otros mantuvieron la calma. Aparecieron líderes, observadores, activos, pasivos pero, desde algún lugar, todos hacían su aporte.

Luego de las ideas, cada equipo tuvo que representar en tres fotos el producto o servicio que iban a ofrecer a ese cliente ficticio. Cada equipo tuvo que pasar al frente a exponer su creación y poner en común, ante todos, las distintas ideas.

El ambiente fue agradable, de conexión de ideas y de co-creación para llegar a resolver el problema propuesto. Se destacó la posibilidad de salir del esquema básico para poder ampliar las posibilidades y ver más allá, iluminando con creatividad las soluciones. Fue un Workshop que aportó tanto a los participantes como a los observadores y permitió que cada uno pueda congeniar ideas y desarrollar su creatividad.

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedinby feather

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>