Por: Agile Delivery Studio

Construir una buena relación con el cliente y los stakeholders es el clave para ofrecer un servicio de alta calidad. Acá van algunos tips:

  • Es clave establecer buenos canales de comunicación desde el primer día. Entender la cultura del cliente y cómo interactúa te permite comprender e involucrarte en las conversaciones relacionadas con la estrategia del producto, definición de proyectos y procesos de descubrimiento, etc.
  • Entender las expectativas y objetivos del cliente. Es importante escuchar las necesidades del cliente, preguntar y dejar que este vea que estás escuchando y trabajando de manera acorde.
  • Fomentar una comunicación honesta y abierta entre los miembros del equipo y el cliente para evitar confusiones. Explicar los beneficios de una relación cercana y la importancia del feedback del cliente a lo largo de todo el proyecto.
  • Como Project Manager, debes involucrarte profundamente en los objetivos del negocio mientras trabajas en el servicio que brindas. Conocer a la gente dentro de la organización del cliente e intenta construir una relación personal siempre que sea  posible.
  • Entender exactamente lo que quiere tu cliente y lo que tu equipo es capaz de hacer. Sugerir una solución que luego se transformará en la lista de tareas de tu equipo.
  • Mostrar valor y resultados medibles temprano en el proyecto hará que el cliente gane confianza en que también puedes hacer un trabajo valioso en el mediano y largo plazo. La calidad de la entrega es tan importante como la visibilidad de tu trabajo. Asegúrate de generar reportes que agreguen valor a la gente que lee y cubrir temas como el progreso, riesgos y problemáticas, acciones y presupuesto, etc.
  • Autonomía y responsabilidad para abordar los problemas son excelentes cualidades para un Project Manager, también es igualmente importante saber cuándo y cómo escalar, y traer diferentes partes involucradas a la mesa.
  • Estar preparado para ser desafiado por el cliente y enfrentar situaciones difíciles. Escuchar al cliente y dejarlo compartir lo que él piensa que no está funcionando. Volver a tu equipo y analizar la situación. Asegúrate de volver siempre al cliente con un plan a tiempo. Es clave asegurarse de que todavía tenemos la lealtad y confianza del cliente y que ellos sienten que nos importan.
  • Aún cuando piensas que todo va bien, sigue haciendo retros y lecciones aprendidas regularmente para asegurarte de que todos estén en la misma página.

Y recuerda… los problemas se resuelven hablando. Una comunicación saludable es el cimiento de una relación exitosa.

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedinby feather

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>