¡Conocé más sobre la experiencia de Federico, Big Data SME, en Globant!

Contanos sobre vos, tu familia. ¿Qué te apasiona?

Profesionalmente me recibí de Ingeniero de Sistemas en Computación, algunos años después de Ingeniero en Computación, y recientemente una Maestría en Educación. He trabajado tanto en empresas, independientemente, como de consultor, siempre en el área de sistemas, y estuve enseñando en universidades desde el momento en que me recibí, en diversas cátedras. Personalmente, soy un lector voraz (y la invasión de libros en casa lo demuestra), toco el piano, construyo modelos a escala (aviones, barcos) y pinto figuras al óleo. ¡Todos hobbies calmos y para usar la paciencia! La música de Jazz, usualmente con piano y saxofón, suele servir de acompañamiento. En todo he siempre tenido el apoyo clave de mi esposa, y la comprensión de mis hijos, quienes a esta altura están ya en camino de comenzar sus propias vidas profesionales.

 

¿Cómo te convertiste en parte del equipo de Globant?

Había terminado mi trabajo en otra compañía, y en una reunión en casa de mi hermana me hablaron de Globant, diciéndome que probablemente mi perfil fuera apropiado. Me puse en contacto con el área de Recursos Humanos, y en tiempo que me pareció record (¿días? ¿una semana?) tuve varias entrevistas y fui contratado. La acogida que tuve, más el apoyo continuo recibido, el trato diario con numerosos otros profesionales expertos, y los desafíos constantes de todo tipo hacen que el trabajo sea siempre interesante e innovador.

 

¿Cómo has construido tu carrera hasta ahora?

En mi experiencia previa, había trabajado en diversidad de áreas, usando multiplicidad de lenguajes de programación, de herramientas de desarrollo, y de sistemas operativos, como director de Informática y como referente tecnológico. En Globant entré al estudio de Big Data, a la práctica de Visualización de Datos, y tuve la oportunidad de trabajar en varios proyectos. Globant también me proveyó la posibilidad de expandirme a más áreas, y así he estado trabajando en las “Tech Talks”, apoyando en preventas, dictando talleres y charlas, mentoreando Globers, escribiendo artículos, etc. Siempre hay posibilidad de involucrarse más, y eso hace que la carrera de uno pueda ser mucho más interesante… ¿Quién habría imaginado terminar dando una charla sobre “Agilidad y Jazz” en Pune?

 

¿Cómo llegaste a India? Contanos sobre esa experiencia.

Yo venia trabajando en Globant Uruguay  y mi ida a Globant India fue resultado del “Spicy Challenge”, una propuesta para buscar gente que estuviera dispuesta a relocarse por un año a Pune, y trabajar en Globant India. El motivo era muy interesante: reducir distancias, alinear modos de trabajo, mejorar comunicaciones, etc., con la idea de que siempre es posible mejorar más aún la integración en la empresa. Con respecto a la experiencia en sí, lo principal a destacar es que, para alguien de Sudamérica, la palabra clave es “diferente” — uno no debe pensar en “mejor” o “peor”, pero ciertamente hay multiplicidad de diferencias… y por supuesto que para los de India, era yo el que resultaba distinto! Comida (muchas especias, muy picante… por suerte yo iba con experiencia de haber trabajado en México), tránsito (cruzar la calle requirió todo un aprendizaje), costumbres, religión, idioma, diferencias culturales en general, etc. Pero con la calidad de la gente de allá, más su calurosa recepción, y el apoyo y guía desde LATAM, pude sortear los problemas y me encuentro a gusto trabajando en ese ambiente, colaborando en acercar India y LATAM, y afinando procesos para lograr máxima harmonía en equipos multi-sitio.

 

Nos enteramos de que escribiste un libro.. ¿De qué se trata?

Unos meses atrás, justo en el momento en que estaba por relocarme a India, me contactaron de Packt Publishing, para saber si estaría interesado para escribir un libro sobre Programación Funcional aplicada a JavaScript. La temática incluiría los conceptos básicos de este paradigma de programación, cómo expresarlos en JavaScript, y cuáles son las ventajas (¡e inconvenientes!) que un programador podría encontrarse. Siendo que esta temática tocaba todos puntos de mi interés (había dado varias conferencias al respecto) bosquejé los contenidos, los discutí con la empresa, y finalmente firmé el contrato cuando partí de viaje. Todo el libro lo escribí en las noches indias, algo que nunca había imaginado. Y, si todo sale bien, próximamente estaré escribiendo otro, sobre “Desarrollo Web con JavaScript ES8”, pero recién estamos hablando al respecto.

 

¿Cómo fue tu participación en el Globant Escape Game?

Toda la vida me apasionaron los puzzles: lógica, matemática, lenguaje, visuales, mecánicos, lo que sea. Desde autores clásicos como Sam Loyd o Henry Dudeney, a más modernos como Martin Gardner, Raymond Smullyan, o Dennis Shasha, entre otros. Yo había estado colaborando en el área de reclutamiento para diseñar ejercicios de programación como parte de las entrevistas de ingreso. Cuando surgió la idea de hacer el “Escape Game”, tuve la oportunidad de crear puzzles por mi cuenta, de colaborar con otros creadores de juegos, y de servir como punto de contacto y árbitro para los jugadores que tuvieran preguntas o dudas. ¡Fue una experiencia muy interesante, que atrajo mucha gente y estoy ansioso esperando la segunda edición!

 

¿En qué aspectos de tu trabajo diario es que ves la cultura de Globant expresada?

A lo largo de estos años, y no sólo en Uruguay sino en todos los sitios donde está Globant, me he ido encontrando con cantidades de personas con los mismos valores, compartiendo el ansia de avanzar y lograr siempre algo mejor, buscando logros tanto personales como para el grupo, y para los clientes quienes son los destinatarios finales de todos los esfuerzos. Trabajar en este tipo de ambiente es muy positivo y enriquecedor, e impulsa siempre a buscar más, sobre todo en una empresa que reconoce los méritos.

 

¿Cómo ha cambiado tu trabajo a lo largo de los años después de todos los cambios tecnológicos?

Yo comencé a trabajar en computación hace años. De hecho, ¡en el siglo pasado… o, el milenio pasado! Mis primeros lenguajes fueron FORTRAN y COBOL, en grandes equipos IBM, pero la evolución de computadoras y herramientas ha sido enorme, y positivamente me habría sido imposible mantenerme sin estar permanentemente actualizándome. Esto es, por suerte, algo que todos entienden en Globant: es necesario no sólo mantenerse actualizado en los conocimientos actuales, sino también ir más allá y aprender algo nuevo cada día, porque es totalmente impredecible en qué se va a trabajar, con qué herramientas — y esos nuevos desafíos son lo más interesante!

 

¿Qué cinco cualidades debería tener un especialista en Big Data?

 

Hay más de cinco, obviamente, pero resaltaría las siguientes:

  • Orientación a resultados: obtener resultados es la clave, más allá del proceso en sí; puede ser necesario tener que buscar otro camino, pero hay que enfocar en la meta, y avanzar, de un modo u otro, para lograr satisfacer las necesidades de los clientes
  • Creatividad y Resolución de Problemas: experimentar, buscar alternativas, no tener miedo a fracasar, tener curiosidad por buscar otros mejores métodos, porque no hay nunca garantía de que los primeros caminos que uno intente lleven a la solución buscada
  • Comunicación: es fundamental trabajar en equipo con clientes y técnicos, con experiencia en áreas diversas, terminologías particulares, y resultados a veces difíciles de explicar con claridad, por lo que la capacidad de comunicación horizontal y vertical es mandatoria
  • Calidad y Mejora Continua: todos los modelos son aproximaciones, y como tales, pueden generar problemas, tener imprecisiones, o no ajustarse suficientemente a la realidad, y es necesaria una visión centrada en Calidad para buscar mejorar continuamente los métodos y procesos
  • Y, por supuesto, Competencia en todo lo técnico, dependiendo del área en que se especialice: bases de datos SQL y NoSQL, estadísticas, modelos, visualización, programación… incluyendo la continua capacitación.

 

¿Qué recomendaciones le darías a alguien que quiere unirse a tu equipo?

 

El principal punto que recomendaría, y que conlleva a los demás, es que se acostumbre a ver el sistema de modo holístico, global, general. Esto lleva a que el equipo produzca no sólo soluciones, sino soluciones óptimas, que mejor se adapten a la situación del cliente. Hay que pensar en los problemas a resolver no individualmente, aisladamente, sino mirando más lejos, como parte de un todo. Cualquier solución que se implemente no debería acarrear problemas en otras áreas, sino que debería estar en armonía con el resto.

 

Este punto de vista lleva a la necesidad de que las personas sepan decir “No” — o, mejor aún, “No, pero…”. No estamos sólo para mecánicamente desarrollar alguna solución, sin pensar si realmente conviene al problema. Es necesario poder discutir y plantear alternativas, para proveer la mejor solución posible. Cuando uno mira las cosas holísticamente, es más probable que perciba mejores maneras de actuar, y será momento de proponer y argumentar.

 

Finalmente, dado que un sistema implica múltiples visiones, y lograr una buena solución requerirá de puntos de vista diferentes, es necesario que todos contribuyan a la sinergia del equipo. Por más capaz que sea cualquier persona, siempre el equipo como un todo será capaz de ir más lejos. Cada uno debe buscar contribuir todo lo posible para que los demás del equipo puedan alcanzar los mejores resultados.

 

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedinby feather

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>